miércoles, 26 de febrero de 2020

El juguete popular en Murcia. Carlos Fuentes


Artículo que da a conocer la importancia y la tradición que tuvo la industria del juguete en Murcia a lo largo del siglo XX, llegando a ser el centro del juguete de cartón piedra de todo el territorio español.
Article that reveals the importance and tradition of the toy industry in Murcia throughout the twentieth century, becoming the center of the stone cardboard toy throughout the spanish territory.
Palabras clave: Cartón piedra; Chirrete; Hilero; Juguete murciano; Belén murciano; Juguetes Dragón.
Keywords:Plasterboard; Chirrete; Row; Murcian toy; Murcian nativity scene; Dragon toys.
La tradición juguetera en la Región de Murcia es más importante de lo que creemos y debería ser objeto de estudio, porque desde principios del siglo XX hasta los años 60, el juguete murciano tuvo gran relevancia y protagonismo a nivel nacional, no solo por su famosa tradición belenística, sino también por ser una zonaestratégica para la elaboración de juguetes en cartón piedra y madera, si bien es cierto que la industria juguetera murciana en aquellos primeros años, se llevó a cabo de manera, quizá,  mas artesanal que en el resto de España, concretamente que en Cataluña y Valencia, que estaban más industrializadas.
Podemos considerar a José Paredes y a Francisco Martínez Sánchez, como los dos primeros fabricantes de juguetes murcianos de principios del siglo XX, que se dedicaron a la fabricación de figuras de barro de imitación a la porcelana, figuras para belén, figuras grotescas de pasta, caballos, toros, carros y carretas, guitarras, juguetes de madera e incluso juguetes de hojalata y a la fabricación de juguetes metálicos en colores, respectivamente.



A principio de los años 30 destacaban como grandes jugueteros Juan Antonio Mirete Rubio, ManuelOrtigas Méndez, Eduardo Cavero Tormo, Gregorio Molera Torá, Francisco Peña Torres y Emilio Gil Moreno. Posteriormente, bien entrados los años 40, todos, excepto Peña Torres y Gil Moreno, se dedicarían exclusivamente a la fabricación de figuras para belén en barro cocido.
Según el estudio económico “Industria de Juguetes” (Exposición antes del 18 de Julio de 1.936), elaborado por D. Francisco Peña Torres en Murcia,  quedan registradas tres empresas jugueteras indefinidas, con un número total de quinientos cincuenta obreros, de los cuales ciento cincuenta eran mujeres, doscientos cincuenta eran hombres y ciento cincuenta niños. La materia prima empleada para la elaboración de los juguetes era en gran parte nacional y provenía de las de las provincias limítrofes, principalmente de Valencia. Se contabilizan los siguientes datos en material y kilogramos:
Cartón esponjoso (80.000 kg) y prensado (40.000kg), pinturas en polvo (60.000kg), esmaltes (30.000kg), pino (200.000kg), haya(50.000kg) y chopo (300.000kg), todos del país. Puntas (10.000 kg), azufre en polvo, purpurinas, harina de arroz (20.000kg), desperdicios de latas (50.000 kg) y colas de conejo y carpas (10.000kg).
De origen extranjero se contabiliza también la materia prima importadanecesaria para esta elaboración:Anilinas, (300 kg), madera de pino de Suecia (50.000 kg), rollizo de Helsinki(200.000kg), herrajes alemanes (1.000 kg) y papeles decorados (3.000 kg).
El total de producción murciana que se vende al resto de España, antes de la GuerraCivil, ascendía a más de 2.000.000 de pts. y los productos que se fabricaban y por lo tanto, exportaban, dentro de la industria juguetera eran:Juguetes de cartón piedra, madera y hojalata; caretas, envases de cartón para industrias, y cajas de cartón para diversos usos.Así como las herramientas necesariasque se utilizaban para esa elaboración, tales como:Sierras de cinta, de marquetería y circulares, regruesadoras, planeadoras, taladros verticales y horizontales, túpis, lijadoras, tornos para la madera, compresores de airespara pintar, ralladoras para cartón, cizallas, máquinas de coser y de troquelar cartón, y otros aparates especiales para la propia fabricación.
Hay que destacar un dato importante,  y es que había infinidad de pequeños talleres que no se tuvieron en cuenta a la hora de elaborar el estudio económico,  que eran talleres familiares lamayoría, que trabajaban con intensidad los seis últimos meses del año, con bastantes operarios, elaborando juguetes de barro, fabricación típicamente murciana, tales como figuras de nacimientos, belenes y también en menor escala santos de clase muy ordinaria, pero de elevada venta. La materia prima utilizada era la arcilla de la que había excesiva producción en la huerta de Murcia y cerca del Río Segura. Estos fabricantes empleaban muy pocas pinturas, valiéndose de cajones viejos para su embalaje. Se considera la época dorada del juguete murciano los años comprendidos entre 1940 y 1960. Predomina la elaboración del barro, el cartón y la madera, aunque a principios de los años 50 hay,  pero en menor medida, fabricantes que se atreven con la elaboración de juguetes en chapa metálica, como los fabricantes Juan Martínez González, que fundó unafábrica de juguetes metálicosen Murcia en el año 1953 y que estuvo funcionando hasta el año 1960 y Juan AntonioGomáriz Serna que abrió una fábrica de juguetes en Molina de Segura en el año 1954, que permaneció activa hasta el 1962.Antiguamente, los cartoneros y traperos de toda la región murciana se dedicaban a abastecer de materia prima a los talleres y fábricas de la ciudad de Murcia, para la realización íntegra de juguetes.
Una vez terminados, se vendían para las Fiestas de Primavera, ferias y Reyes Magos,  para después comercializarlos en los bazares y comercios más importantes de la ciudad, como El Bazar Murciano y los  grandes almacenes La Alegría de la Huerta.



Los fabricantes más importantes llegarían a un acuerdo con estos comercios, para estampar, a determinados juguetes, con la marca del establecimiento, como es el caso de Juguetes Maite.La fabricación de los juguetes de cartón duro era completamente artesanal. Se utilizaba papel de periódico principalmente o cartón en láminas, siempre cortado a mano, sin tijeras, para no dejar líneas rectas y muy mojado para romper la rigidez, con tres o cuatro capas era suficiente, y  mezclado con una masa que llevaba harina de arroz y agua, llamada “engrudo”. Con esta masa se rellenaban los dos moldes de escayola, diseñados por el maestro moldeadorque se extraía, una vez endurecida, se unían las dos partes con tiras de papel, se dejaba secar y se pintaba a mano y a pistola utilizando en algunos casos plantillas metálicas. Los tres tipos de juguete más comercializados en cartón eran el chirrete, el caballo y la pepona. El chirrete, denominación comercial de los fabricantes González Conte y Gil Moreno, era un  tipo de juguete de pequeñas dimensionesfabricado en cartón y madera, que se lanzaba desde las carrozas durante el Entierro de la Sardina; de ahí su denominación. Los chirretes, eran caballitos, mulas, patos, ratones, pollos, conejos, cerdos, perros, elefantes, gatos, loros, toros y vacas de pequeñas dimensiones que estaban pegados con púas a una tabla de madera ligeramente bañada en tintes de colores, generalmente de color rojo, con ruedas metálicascromadas, para que sirviera de arrastre. El precio de estos pequeños juguetes en el año 1.948, por ejemplo,  era de 1,20 pts.la unidad.(Factura Juguetes Maite, año 1948) y se comercializaban como “Chirretes surtidos”. 


  
Los caballos estaban fabricados con el mismo proceso y se pintaban a pistola, excepto los ojos y las bridas que se hacían a mano. Estaban las burricas y los caballos; algunos modelos de burricas, llevaban aguaderas. Las peponas eran las muñecas populares, que estaban elaboradas en tres partes principales: el tronco con la cabeza, los brazos y las piernas. Éstas últimas se unían con hilo bramante, y en algunos casos con caucho, para que se articularan fácilmente. Las muñecas estaban pintadas a mano y a pistola, y vestidas de percal o tartalana pegada con tachuelas en la parte de atrás y en algunos casos delante.  Los ojos cambiaban en función del tamaño de la muñeca,; incluso algunos fabricantescomo José Hidalgo Cerezo,  utilizaron papel para diseñar las pupilas, dando sensación de realismo. Las más caras, llevaban incorporado un fuelle sonoro, que pitaba al balancear ligeramente la muñeca. Al igual que los chirretes, las había de diferentes tamaños.

  



En cuanto a la fabricación de juguetes en madera, como era el caso de los camiones,  se utilizaban sierras de corte, lijadoras y torneadoras para dar forma a las piezas que componían el juguete. Una vez ensamblado con púas y reforzado con cola, se pintaba con pistola ayudados de plantillas, sobre todo para la elaboración de textos impresos y la terminación en barniz incoloro, dependiendo del modelo y del tamaño, las ruedas eran de madera o metálicas. Si llevaba conductor, lo más común era la utilización de troqueles, para su diseño sobre papel, que posteriormente se pegaba en cartón, en contraposición con los conductores de madera que era más común encontrarlos en fabricantes de Dénia o Barcelona. Para la elaboración de cocinas, carricoches, mobiliario y casitas para muñecas, el procedimiento era el mismo y, en algunos casos, se completaba con telas y papeles pintados.En el libro, El Juguete en España (1988, José Corredor-Matheos, Espasa-Calpe), el autor divide en cinco capítulos la historia del juguete en nuestro país:el juguete tradicional, el juguete en la historia, la industrialización del juguete, la edad de plata del juguete y el juguete en la posguerra. Pues bien, se nombra a Murcia en tan sólo tres ocasiones y de pasada,  y todas en el capítulo sobreel juguete en la posguerra.
En la primera alusión indica que :…”losmuñecos hanestado acompañados siempre por otros juguetes”, haciendo referencia a las baterías de cocina de aluminio. Cita lugares como Valencia (Geyper), Cataluña, Zaragoza (Pascar) y finalmente Murcia.
En la siguiente, a propósito de las muñecas artesanas populares y asequibles, las peponas de cartón, que se fabricaban sobretodo en Onil (Pastor y Berenguer) y Castalla, se limita a indicar:“[…]y en diversos lugares de la provincia de Murcia.”
Y finalmente,cuando se refierea los caballitos de cartón,escribe: “encontramos en muy diversas localidades. En Murcia estaba la casa Gil Moreno”.  Y nada más.
Aparte de estas menciones, Corredor-Matheos, no aporta ni una sola imagen que haga referencia al juguete murciano. Se centra única y exclusivamente en Cataluña y Valencia, como centros de fabricación nacional de juguetes de cartón piedra.
Es evidente que el autor ignora la importancia que tuvo Murcia en aquellos años en cuanto a la elaboración, exportación, fabricantes y talleres que había a finales de los años 30 y década de los años 40 y 50 del pasado siglo.
Se contabilizan, a partir de los años 40,  por documentos aparecidos, como facturas originales y consultas en el registro mercantil, más de veinte talleres y fábricas a pleno rendimiento, solamenteen la ciudad de Murcia, de los cuales destacan por su calidad e innovación;Francisco Peña Torres (Juguetes Maite), Eduardo Cavero Tormo, Emilio Gil Moreno (Juguetes Dragón), hijo de M. Ruiz Séiquer (Juguetes Séiquer), José Hidalgo Cerezo, Matías González Conte (Tecón), Juan Antonio Mirete Rubio, Manuel Ortigas Méndez, Juan García Martínez (Gracimart), Juguetes Bevime, Iniesta y Crespo, S. L.(Magic), Inmoruga , y Juan José Romero Hernández.
José Sánchez Serrano, en su interesante artículo, El juguete en Murcia. Una pequeña aproximación,  para el catálogo: Juguetes para Barbudos. El juguete español en la primera mitad del siglo XX, (MUBAM 2014), hace un listado de los artesanos y fabricantes murcianos más relevantes de la ciudad de Murcia desde finales del XIX hasta mediados del XX, en el cual incluye, aparte de los ya mencionados, a Jesús Ramírez Sánchez y Punteres, del barrio del Carmen, y a Abellán Montaner, del barrio de San Juan. En aquella exposición, comisariada por el entonces Director del MUBAM, Javier Bernal, se mostraron piezas fabricadas en hojalata muy representativas de fábricas como Rico y Payá, y alguna representación también de juguetes en madera, fabricados en Dénia, pero hubo un apartado muy interesante acerca del juguete murciano en el que se exhibieron juguetes de fabricantes como Seiquer y Emilio Gil Moreno, con una espléndida colección de “chirretes” fabricados por Gil Moreno, muñecos de barro cocidos, juguetes del Entierro de la Sardina y un caballo postillón de juguetes Gracimart, aparte de catálogos y documentos.
Fue un merecido homenaje, para dar a conocer lo que se fabricaba en Murcia, y quedó constancia de la importancia y la calidad con que se elaboraban aquellos juguetes. Antonio Botías, cronista oficial de Murcia, detalla de manera extraordinaria la importancia del juguete en Murcia, en su artículo publicado el 18 de Enero de 2015 en La Verdad. Desde el año 1986 no se hacía una exposición en la que aparecieran, entre otros, juguetes elaborados en Murcia. En aquel año se desarrolló en el edificio del Almudí y estuvo organizada por La Comunidad Autónoma, gracias a la maravillosa colección de Monique Les Ventes, esposa del pintor y director del Museo de la Huerta de Alcantarilla, Mariano Ballester. Allí se expusieron un total de 1.178 juguetes, según el catálogo, denominado Queridos Reyes Magos. Se pudo disfrutar de maravillosos juguetes nacionales e internacionales y sobre todode fabricaciónmurciana.
Desgraciadamente, parte de su colección fue adquirida para enriquecer el Museo del Juguete en la localidad francesa de Poissy.
A continuación, a modo de homenaje,destaco algunos de aquellos fabricantes murcianos. Eduardo Cavero Tormo. Fue un fabricante de juguetes, figuras de imitación y artículos de viaje, quetenía las oficinas en la calle Sagasta nº 59 y 61 y la fábrica estaba en la calle Huertas, nº 4 y 6 de la ciudad de Murcia. Estuvo en activo durante los años 20 hasta el 1931, pero a partir de diciembre del año 1932, el fabricante Tomás Vera García, le sucedió en la empresa, pasando a denominarse Industrias Vera.
En su catálogo de venta aparecen caballos, capillas, aparadores, tragabolas, santos, sombrererías, elefantes, cerdos, cabezas de caballos, cabezas de burras, perros con mono y autogiros. Francisco Peña Torres, marca comercial Juguetes Maite, fue un fabricante de juguetes de madera y cartón. Fundada en los años 30,  se ubicaba en la calle Aurora nº4. Posteriormente, en los años 40, se trasladaron a la calle Conde, frente a la estación de tren. Tuvo que adquirir una extensa finca llamada “El Tejadillo” en el año 1948, para la tala de pinos, por la demandatan importante de materia primaque tenía en esaépoca. Llegó a tener exposiciones permanentes en Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Alicante y Melilla.Incluso obtuvo licencia de Disney para la fabricación de sus juguetes.En su catálogo podemos encontrar Babys, camiones de madera, muñecas Betty boo, caballitos de cartón, billares de madera, cocinas, cocinas plegables, burras, toros, ratones, pollos, conejos y automóviles. Emilio Gil Moreno, fabricante con la marca, Juguetes Dragón,  estaba ubicado en el murciano Barrio de San Pedro, en la calle Desamparados nº7, especializado en la fabricación de juguetes de cartón piedra y madera, escopetas y espejos, desde los años 40 hasta pasados los 50.En su fabuloso catálogo ilustrado aparecen chirretes, juguetería en cartón piedra en general, juguetería metálica, escopetas, juguetería en cartón piedra y madera, camiones y tragabolas.




Matías González Conte, hermano del famoso carrocero e importante fabricante de juguetes de cartón piedra, con su marca comercial Tecón, que estuvo fabricando desde el año 1942 hasta el año 1958. Las oficinas y la fábrica estaban ubicadas en la calle Puerta de Orihuela de Murcia. Exportaban sus juguetes a todos los rincones de España. En su catálogo aparecen, caballos, cabezas de caballo, balancines surtidos, chirretes surtidos, caballitos enanos sin ruedas.. Juan Antonio Mirete Rubio, comenzó su andadura como representante de figuras para belenes del maestro Gregorio Molera. Más tarde decide formar sociedad con su compañero  Manuel Ortigas Méndez, fundando un taller en el año 1928 en la calle Nerva de Murcia, fabricando principalmente santos.En el año 1936, poco antes el iniciode la contienda, Manuel decide montar su propia fábrica de juguetes y lo hace trasladándose a la calle Torre de Romo, donde estaría hasta el año 1979 que cerraría definitivamente.Es cuando Mirete se traslada al nº28 de la carretera de Monteagudo, donde funda su propia fábrica, elaborando caballos de cartón, burricas y muñecas. Mirete es la única empresa de entonces que sigue actualmente en activo.


Bevime, fábrica de juguetes de cartón y madera, ubicada en la calle Fuensanta nº1 de Murcia. En activo desde finales de los años 40 hasta  pasados los 50.
En su catálogo aparecen casitas de madera amuebladas, neveras, carretas con bueyes, alcobas, cocinas, pilas, carros barnizados y animales en cartón.
Iniesta y Crespo S.L. Fábrica de juguetes de madera y cartón, con su marca comercial Magic, ubicada en la calle del Conde, un lugar estratégico y zona del ensanche de Murcia, donde fabricaban otros jugueteros, por cercanía a la estación de Renfe para facilitar  el envío de lo fabricado. A partir de julio del año 1944, fue absorbida por Inmoruga S.L. En su catálogo se encontraban carros de limpieza, carros varales (2)  carretas esmaltadas, caballos, burras, toros, perros, etc. Vicente Chicano Alcayna. (1935-2019).  Maestro moldeador, nació en Murcia en el año 1935. A los ocho años ya era maestro en la creación de moldes de escayola para elaborar el juguete en cartón. Comenzó su andadura en Quintanar de la Orden (Toledo), cobrando un sueldo de 40 pts. y  allí aprendió todo lo necesario para el moldeado. En el año 1953 abre en Espinardo un pequeño taller, patentando la marca Comercial Oso blanco.
Al cabo de los años, por motivos económicos, decide reubicar definitivamente su taller en la ciudad de Alcantarilla, en la calle Alcalde Juan Antonio López Martínez, nº36.
Allí fue donde se estableció y donde fabricaría los juguetes que exportaba a toda España. Llegó a tener 24 empleados. En su catálogo se encontraban camellos, caballos, bambis, cabezas de caballo y burras,  con y sin aguaderas.
El cartón fue su materia prima hasta bien entrados los años 60, peroen la décadasiguiente tuvo que adaptarse al nuevo material, el plástico, y fue cuando reemplazó la escayola por el bronce. Con este sistema, la fabricación era más rentable. Se inyectaba el plástico y se llegaban a fabricar hasta 1.000 unidades por día. Se elaboraban toros y toreros como souvenirs, que se comercializaban en las ciudades de Sevilla, Barcelona, Madrid y Valencia y también camellos en Canarias. La empresa cesó en el año 2011.
José Hidalgo Cerezo. Fábrica de juguetes de madera y cartón piedra, ubicada desde los años 40 en la carretera de Churra en la antigua fábrica de papel. Las oficinas las tenían en la calle Puerta de Orihuela, nº27, muy cerca de la fábrica de Matías González Conte. En su catálogo aparecen caballos, toros, perros cabezones, cerdos, elefantes, perros xaudarós (3), muñecas, caballos con la montura fija media caña, caballos con la montura desmontable.
Inmoruga. Fábrica de juguetes de madera y cartón, anterior  Iniesta y Crespo, ubicada como otras en la calle Conde y Marqués de Ordoño de Murcia, frente a la estación de Renfe.En activo durante los años 40. Al poco tiempo de su registro fue comprada por La Juguetera Murciana.Dentro de su variedad,  encontramos, babys (4)desnudos, camiones esmaltados, toros, carros de pan, carros varales, carretas,granjas con crías fabricadas en pasta, casitas de madera con crías, caballos postillón y animales grotescos surtidos.
(2) Carros varales: Carros fabricados en madera con la caja terminada con varas. (3) Xaudaró, dibujante de ABC que creó el famoso Perro en los años 20. (4). Babys: muñecos imitando a bebés de cartón piedra.
Como dato anecdótico,los fabricantes Emilio Gil Moreno, Francisco Peña Torres y José Hidalgo Cerezo, compartían el mismo isologo, esto es,  un dragón sobre una paleta de pintor, denominado Juguetes Dragón. El fabricante Hijo de Mariano Ruiz Séiquer, también disponía de uno muy similar, aunque no el mismo. 



He aquí una representación de los fabricantes y talleres registrados más importantes que hubo en la ciudad de Murcia y cercanías en esa época. Es evidente la importancia tan relevante que tuvo la ciudad en ese momento concreto. Prueba de ello, también, son cantidad de documentos, facturas, cartas y catálogos, relacionados con la industria juguetera murciana, que aparecieron en un viejo baúl, en Badajoz, al cerrar el almacén de juguetes más importante de la provincia cacereña, Almacén La Luz (1914-2014).
Sirva este homenaje para destacar la importancia que tuvo durante un tiempo el ingenio de estos artesanos para alegrar de juegos y sueños a los niños y niñas de aquel momento.
 
Listado de los principales fabricantes, maestros y artesanos de juguetes de la  Región de Murcia (1.917-1975)

Francisco Martínez Sánchez. "Juguetes La Alemana". Floridablanca 14
Jesús Ramírez Sánchez. Barrio del Carmen. Murcia
Abellán Montaner. Barrio de San Juan. Murcia
Punteres. Barrio del Carmen. Murcia
Juan José Romero Hernández. Espinardo.
Francisco Peña Torres. "Juguetes Maite". Calle Aurora nº4. Murcia. 1930-1960
Juan Antonio Mirete Rubio. Carretera de Monteagudo. Murcia. 1928
Hijo de M. Ruiz Seiquer. "Juguetes Seiquer". Murcia.
Emilio Gil Moreno. "Juguetes Dragón". Barrio de San Pedro. Murcia.
Industrias Gracia. "Gracimart". Camino de Algezares.
Vicente Cánovas."Juguetes Carmen". Barrio de San Benito. Murcia.
Manuel Ortigas Méndez. Torre de Romo. Murcia.
Eduardo Cavero. Calle Sagasta. Murcia.
Iniesta y Crespo. "Juguetes Magic". Calle del Conde. Murcia
José Hidalgo Cerezo. Puerta de Orihuela. Murcia
Matías GonzálezConte. "Juguetes Tecón". Puerta de Orihuela. Murcia
Juguetería Murciana. "Imoruga". M.Ordoño. Murcia
José Paredes. Murcia. 1917
Juguetes "Gon". Fábrica de juguetes de cartón piedra. Carretera del Palmar.
Andrés Pujante Martínez. "Purama.". Murcia.
Severino Azorín López. Murcia.
Juguetes Farina. Fábrica de juguetes. Murcia.
Francisco Martínez Belmonte. Carretera de Algezares. 1960-1970
Rafael Biedma Losada. Paseo de Corvera Nº23. Murcia.
Juguetes Bevime. Calle Fuensanta nº1. Murcia.
Antonio GalanRex. Puente Tocinos. Fabricación de juguetes de barro
Andrés Bolarin Molina. Fabricación de juguetes y figuras de barro. Murcia.
Rafael García Gómez. Juguetes de cartón y madera. Espinardo. 1949-1960
José Brocal Ropero. Espinardo. Juguetes de madera. 1958-1959
Juan Mechó Sánchez. Fábrica de juguetes. 1946-1960
Juan Bernal Aroca. Fábrica de juguetes. El Palmar. 1941-1961
Gaspar AgullóPayá. Fábrica de juguetes. Fortuna.  1940-1953
Juan Martínez González. Fábrica de juguetes metálicos. Murcia 1953-1960
Juan Antonio Gomáriz Serna. Fábrica de juguetes metálicos. Molina de Segura.
AdrianViudesGuirao. Fábrica de juguetes de madera. 1948-1961
Manufactura Española de juguetes. M. Martínez. Cartagena.
José Iniesta Moreno. (FYJIR)  Juguetes. San Marcos. Murcia
Vicente Chicano Alcayna. (1935-2019). Maestro Moldeador. Alcantarilla.
Gerardo Balsalobre Armero Juguetes Barchi. Los Alcázares.

BIBLIOGRAFÍA
El Juguete en España, José Corredor-Matheos, Espasa-Calpe. 1988
Catálogo exposición “Queridos Reyes Magos”. 1986
Catálogo exposición Juguetes para Barbudos. El juguete español en la primera mitad del siglo XX”, (MUBAM 2014).
https://www.laverdad.es/murcia/ciudad-murcia/201501/18/juguetes-murcianos-para-medio-20150118003511-v.html

viernes, 21 de febrero de 2020

Pepe Pepa y Pepín. Oliver y Riera. 1920

Pepe Pepa y Pepín es un juego de entretenimiento para la construcción de figuras.  Se presenta en una gran caja de 44 cm. x 59 cm, compuesta por tres personajes que representan a Pepe, Pepa y su hijo Pepín y un cuento con instrucciones. Todo fabricado en madera. Comercialmente se vendía como rompecabezas cómico personal.
Las ilustraciones tanto de la caja como del cuento vienen firmadas por M. Ruiz Séiquer, pintor, artista, e importante juguetero murciano.
 El fabricante es Oliver y Riera, posteriormente (Oliver Morand Hnos, 1913-1936), fábrica de las más importantes de Dénia, pioneras en la fabricación de juguetes de madera que ya contaba en el año 1921 con 58 trabajadores y que inventaron una série de juegos que tuvieron grán éxito, como "Los hermanos de Pepin Serafina y Serafín", "Carazas y Caretas" etc. Los principales juegos son de construcción, todos de madera. 
En esta fábrica aprendieron su oficio importantes talleres como Monllor, Asensio Linares Vallalta, Vicente Vicens, entre otros..
En el año 1939 la empresa se vende al fabricante Francisco Calaboig Doménech.




Este juego concretamente se vendió en los Grandes almacenes El Siglo, en Barcelona,  en los años 20 a un precio de 21 pesetas. En el catálogo de dichos almacenes aparece el juego con su precio.















martes, 14 de enero de 2020

La historia del Entierro de la Sardina a través de sus juguetes.

El dia 2 de Diciembre de 2019 se inauguró una interesante exposición en el Museo Sardinero de Murcia, dentro de las actividades programadas para celebrar el 170 aniversario del Entierro de la Sardina en Murcia, organizada por la Agrupacion Sardinera y en colaboración con el Instituto de las industrias culturales y de las artes (ica), en la que se pudo ver juguetes que se repartieron desde las carrozas sardineras desde el año 1910 hasta la actualidad.
En ella se muestra su evolución, tanto en tamaños como en materiales. En este post, destaco una coleccion de miniaturas enmarcadas de principios del siglo XX hasta los años 60. Éstos estan fabricados en barro, metal, madera y finalmente en plástico.
La exposición se clausuró el dia 5 de Diciembre de 2019.












 

lunes, 29 de julio de 2019

El Caballo Encantado. Años 50

Se trata de un juego de carreras de caballos, para dos personas, denominado "El Caballo Encantado", pero que según la referencia nº113 del catálogo se denomina tambien "el Caballo Mágico".
Está fabricado por juguetes Xafmas (Palma de Mallorca), en los años 50.
Es una caja de 90 cm. por 20 cm. de ancho, compuesta por dos caballos de plomo que utilizando hilos tensados pueden avanzar y de esta manera hacer una carrera. Se puede utilizar la propia caja como escenario de carreras o utilizar una silla o mesa para hacer la carrera mas duradera.
La caja está fabricada en madera y cartón y los dibujos que la adornan son realmente impresionantes y decorativos.